Josetxu     Fecha  18/11/2011 19:48 
Host: No mostrado/ Not shown    IP: No mostrado/ Not shown    Sistema: Windows 98


Volver al foro Responder Re: El "parque" del Arraitz para las vacas y los toros.   Admin: Borrar 	mensaje
 
Mensaje
Me consta que la guardería del Paga trabaja lo que puede en ello tratando de reparar los vallados que delimitan las zonas plantadas con árboles muy jóvenes, para que no se los coma la ganadería incontrolada. Ahora bien, algunas alambradas son rotas por seteros (entre otros asíduos al Paga) para saltarlas, lo cual aprovechan los animales para colarse. Se sabe también que en épocas pasadas fueron los mismos ganaderos los que rompían deliberadamente los alambres para que sus animales pasaran a las zonas acotadas. El ganado viene de diferentes ayuntamientos (Alonsotegi, Arrigorriaga), y se mete en zonas acotadas de Bilbo. Habrá algún otro desaprensivo que lo hará porque le dé la gana.
Ahora bien lo del Arraitz es incomprensible porque este terreno antes era privado y había un cartel que ponía "peligro, toro" y al fin y al cabo el que entraba en ese terreno se hacía responsable de lo que le pudiera suceder. Ahora sin embargo, el terreno es público (después de haberlo pagado con dinero de todos) y el ganadero lo tiene mejor porque:
Normalmente siempre se reclama a quien más dinero tiene (en este caso el ayto.) y luego al que menos (el dueño de los animales).
Ahora tiene un terreno gratis para sus animales, después de que le han pagado por el que era suyo.
Se plantas árboles y especies botánicas que pueden ser destruidas por vacas, cabras, etc., lo cual también es pagado con dinero público, pero hay que demostrar que han sido allos, lo cual no siempre se puede hacer.
En fin, que el único que gana es el dueño de los animales. El resto, con nuestros impuestos, a pagar, es decir, como siempre.

En esta foto se ve cómo era la zona antes de empezar los trabajos de relleno el prado (a la izquierda) estaba delimitado por vallados y setos de distinta vegetación. Dentro estaban las vacas y los toros. En una esquina (derecha) estaba el cartel que avisaba de que había un toro dentro y era peligroso.


Aquí caballos un domingo junto a la fuente Zapaburu con gran afluencia de gente y bikers.


Aquí caballos en la cumbre a pesar de estar vallada y con portones para impedir que entren.


Aquí las cabras se comen las partes bajas de los arbustos durante el proceso de relleno y acondicionamiento del Arraitz, precisamente donde se está plantando ahora.


La cumbre del Rastaleku con la valla derribada dejando paso libre al ganado.
                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               
 

Respuestas (0)
 


Volver Responder
 
Nombre
E-Mail
Asunto
Web
Enlace a una
imagen

Mensaje